Make your own free website on Tripod.com
Home | SURVIVING . . . | REMEMBERING . . . | MUSIC | ART | ESSAYS | TESTIMONIES | PHOTOGRAPHS | POETRY | SPANISH | NARRATIVA | POESIA | LINKS | E-MAIL

A MULTI CULTURAL ART PROJECT

SPANISH

direccion e-mail



UN PROYECTO MULTICULTURAL DE ARTE
PARA MANTENER LA MEMORIA VIVA

A través de esta página no solo deseamos que quienes nos visiten conozcan detalles de dos de los episodios más crueles de nuestra historia: el holocausto cometido por los nazis durante la segunda guerra mundial y el genocidio perpetrado por la dictadura militar en Argentina desde l976 hasta l983, sino que también deseamos invitarlos a colaborar con este proyecto, enviándonos links que contengan: testimonios, imágenes, fotos o poemas relacionados con experiencias similares, para crear una página multicultural en contra del genocidio.

detail-landscape.jpg


SOBREVIVIENTES DEL GENOCIDIO

En 1995 después de visitar el Holocaust Memorial Museum en Washington D.C. me dí cuenta de que la serie que había pintado sobre el pueblo judío estaba incompleta. Un tiempo después comencé a buscar testimonios e imágenes en la Internet para empezar mi serie: "Sobrevivientes del Genocidio". Mientras leía algunos testimonios descubrí esta frase: "Me encuentro ahora en el límite entre la vida y la muerte. Yo ya se con seguridad que voy a morir y por esta razón quiero despedirme de mis amigos y de mi trabajo" Fue escrita por Gela Seksztajn, una artista, quien nació en Varsovia en 1907 y fue asesinada en agosto de 1942 en el campo de concentración de Treblinka. Ella también dijo: "Adiós, camaradas y amigos. Judíos! Hagan todo lo posible para que tremenda tragedia no se repita jamás! Su retrato estaba en la pantalla cerca de sus palabras. Cuando vi la fuerza en las facciones de su rostro, la dureza en la expresión de sus cejas y la rabia en su poderosa mirada, sentí como si esos ojos estuvieran mirando hacia futura generaciones, exigiéndoles que sus deseos fueran cumplidos. Su mensaje junto a sus acuarelas, fueron preservados bajo tierra en el getto de Varsovia.

Mientras leía sus palabras pensé en el genocidio cometido por la dictadura militar en Argentina. Que esa tragedia no se repita jamás, dijo Gela. "Nunca Más" son palabras que cada sobreviviente y cada familiar de personas desaparecidas en Argentina repetirá siempre.

Se ha encontrado similitud en los procedimientos efectuados durante el Holocausto y los perpetrados por la dictadura en Argentina, cuando 30.000 personas fueron asesinadas desde l976 hasta 1983. De la misma manera que ocurrió durante el holocausto, la población argentina permaneció en silencio cuando el gobierno militar cometía toda clase de atrocidades. Después de perder todo: sus familias, sus nombres y sus posesiones, las víctimas, quienes eran llevadas a los campos de concentración amordazadas y encapuchadas, sufrían toda clase de tortura física y mental antes de ser eliminadas.

Los temas de mi serie: "Sobrevivientes del Genocidio" se refieren a la esperanza de los sobrevivientes, pero también a las desapariciones, las familias destruídas y los restos de las víctimas. Los restos de los millones de personas que fueron sistemáticamente exterminadas por los Nazis, reflejadas en las miles de personas que fueron asesinadas por la dictadura militar en la Argentina y otros países Latinoamericanos. Millones, miles, cientos de gente asesinada, de cuerpos desaparecidos... parece como si estas cantidades fueran simple estadísticas, pero si escuchamos el testimonio de un sobreviviente, o leemos sus libros, o simplemente miramos la foto de una inocente criatura, víctima del genocidio, podemos comprender plenamente la magnitud de semejante crimen en contra de la humanidad.

Como personas que sobrevivimos el genocidio, como escritores, artistas o seres humanos sensibles, no debemos perdonar, no debemos olvidar. Tenemos que elevar nuestras voces para alertar a la humanidad respecto a lo que sucedió no solamente en Latinoamérica y Europa, sino también en el resto del mundo, para que semejantes atrocidades no vuelvan a ocurrir nunca más.

RAQUEL PARTNOY
Washington D.C.
Julio de 2000




En tanto la impunidad siga vigente, las exclusas de la verdad completa seguirán selladas. La historia es un recorte que no por ello, parcela la experiencia, ni disminuye el interés testimonial. Es un esforzado buceo en la memoria desde la profundidad del olvido, cápsula protectora en la que esta etapa quedó entre paréntesis hasta el presente.

Marta Ronga




DERECHOS HUMANOS CHILE

DERECHOS HUMANOS PARAGUAY

DERECHOS HUMANOS URUGUAY

DERECHOS HUMANOS ARGENTINA

nazis-military.jpg


EL MENSAJE
Alicia Partnoy

Me piden el mensaje
como una piedra
fundamental
como una salvación.

El mensaje.

Yo solo traigo
el hecho
como el cartero
el sobre
gritos
tortura
esa injusticia grande.
Las raíces
sin agua
los desaparecidos.

El mensaje.

si de verdad
lo invocan,
caerá
como una catarata amarga
sobre sus vientres.
Luego echarán a andar
o quedarán
clavados en si mismos
esperando
el Mensaje.

ALICIA PARTNOY nació en Argentina. Durante el tiempo en que estuvo detenida como prisionera política, sus poemas y cuentos pudieron ser sacados de la cárcel y publicados en periódicos de derechos humanos.


******************


NELLY SACHS nació en Berlín en 1891. Vivió en Alemania nazi hasta 1940, cuando logró escapar a Suecia. Desde entonces se radicó en Estocolmo donde desarrollo una actividad literaria que le valió el Premio Nobel de Literatura de l966.

dancing-detail.jpg

CORO DE LOS SALVADOS
Nelly Sachs

Nosotros, los salvados,
en cuya osamenta hueca la muerte ya talló sus flautas,
en cuyas venas la muerte tocó ya con su arco,
nuestros cuerpos todavía se quejan
de su muerte mutilada.
Nosotros, los salvados,
todavía cuelgan las cuerdas enroscadas para nuestros cuellos
al aire azul...
Todavía los relojes se llenan de nuestra sangre
chorreante.
Nosotros los salvados,
todavía se alimentan de nosotros los gusanos del miedo,
nuestra estrella está enterrada en el polvo.
Nosotros los salvados
os rogamos:
mostradnos despacio vuestro sol,
llevadnos, paso a paso, de estrella en estrella.
Dejadnos aprender de nuevo suavemente la vida.
Si no la canción de un pájaro,
o el llenarse de un balde en la fuente,
podría romper nuestro dolor mal sellado
y hacernos desaparecer como espuma.
Os rogamos:
no nos mostreis todavía un perro que pueda morder.
Podría ser, podría ser
que nos desintegráramos en polvo,
ante vuestros ojos, deshechos en polvo.
Que es lo que mantienen nuestros tejidos juntos?
Nosotros, que perduramos sin aliento.
con almas que volaron hacia El desde medianoche
mucho antes de que se salvaran nuestos cuerpos
en el arca del instante.

Nosotros, los salvados,
nosotros apretamos vuestra mano,
reconocemos vuestra mirada.
Pero juntos nos mantiene todavía el adiós,
El adiós en el polvo
nos mantiene juntos con vosotros.

******************

"LA HUIDA"
Graciela Cabales

Me voy. Es imperioso que me vaya, que abandone todo lo conocido, amado y contruído desde mi esfuerzo personal.
No hay tiempo para despedirme, debo desaparecer sin dejar huellas que puedan marcar hacia donde me dirijo.
A través de la ventana veo el auto con vidrios polarizados e intuyo los ojos que me observan sin apartarse del lugar durante toda la jornada.
Recorro la habitación, acaricio mis libros que deberé olvidar, los recuerdos acumulados en los estantes, el viejo reloj de arena que nunca jamás será invertido y quedará vacío como yo.
Muchas veces se me ocurrió pensar que cosas llevaría en caso de incendio, derrumbe o terremoto. Ahora que se acerca el momento de decidir me doy cuenta que nada puedo elegir. Todas mis cosas son importantes que como dice "El Principito" yo las he regado con mis lágrimas, las he cuidado y son mis tesoros más preciados.
Cuando cruce la puerta no volveré sobre mis pasos, no voltearé la cabeza, seguiré adelante como si no me importara lo que dejo atrás.
Saldré con las manos vacías, aparentando un paseo matinal para desorientar a los vigiladores de turno.
Tengo todo calculado: las cuadras que andaré, el colectivo que subiré apenas arranque, la forma de evadirme confundida en la multitud apresurada a la cual no le importa el drama de sus compañeros ocasionales.
La cabeza me duele, el viaje me cansa y agota mis últimas fuerzas. Me detengo en una plaza de hojas amarillas anunciando el otoño.Tal vez donde voy haya otras plazas pero nunca se repetirá este olor de ramas quemadas.
Desde ahora se que me será difícil recordar este paisaje, las caras de mis amigos y las reuniones sabatinas donde compartíamos, entre mate y mate, las tortas fritas de Miguel.
Sarita, Miguel, Jose y Antonio; no puedo decirles cuanto los quiero.
Sigo caminado absorta en mis pensamientos. La calle se bifurca y me da lo mismo cualquier vereda. Ambas me darán igual posibilidad: la evasión, la huída, el desarraigo.
Al doblar la esquina veo con asombro el auto con vidrios polarizados. Me paraliza el horror de comprender que han seguido mi rastro, que de nada valió artimañas para eludirlos.
Desde el principio sabía cual era mi destino. Recordé la frase: las ideas no se matan y agregué terminando el concepto pero a las personas sí.
Alcanzo a ver como desde la ventanilla trasera aprarece la boca de un revólver, las balas que escupe como una sarta de luces llegando a mi cuerpo que cae con la cara aplastada contra el empedrado de un barrio que no es el mío.
Estoy sangrando, el líquido espeso se escapa para quedarse fundido con la tierra, mi tierra.
No me arrepiento de nada, hasta estoy feliz de este final, porque no pudieron echarme de mi país. Aquí viví, luché y trabajé por una causa justa y ahora me muero sin saber por qué no se pudo intercambiar ideas y buscar entre todos el consenso para que los hombres consevaran la dignidad y la libertad de sus acciones y pensamientos.


GRACIELA CABALES nació en Rosario, Provincia de Santa Fe, Argentina. Participa activamente en talleres literarios.
Fue seleccionada en el Concurso de SADE, Sociedad Argentina de Escritores, en la sección Cuentos sin Fin.
Ha realizado guiones para los videos "Guernika, un Ensayo de Guerra" y "Quinquela Martin, Vida y Obra".

dove1.jpg